Saltar al contenido

III. Las características de la fe – 164

 PRIMERA PARTE LA PROFESIÓN DE LA FE
– PRIMERA SECCIÓN «CREO»-«CREEMOS»
– 
CAPITULO TERCERO, LA RESPUESTA DEL HOMBRE A DIOS 

III. Las características de la fe

La fe, comienzo de la vida eterna

164 Ahora, sin embargo, «caminamos en la fe y no […] en la visión» (2 Co 5,7), y conocemos a Dios «como en un espejo, de una manera confusa […], imperfecta” (1 Co 13,12). Luminosa por aquel en quien cree, la fe es vivida con frecuencia en la oscuridad. La fe puede ser puesta a prueba. El mundo en que vivimos parece con frecuencia muy lejos de lo que la fe nos asegura; las experiencias del mal y del sufrimiento, de las injusticias y de la muerte parecen contradecir la buena nueva, pueden estremecer la fe y llegar a ser para ella una tentación.

Meditación:

III. Las características de la fe

La fe, comienzo de la vida eterna

Vive la fe, hermano-a, vívela y no sólo la guardes en tu corazón, pero también guárdala, porque el mal, la tentación, querrá destruir tu fe; tú sé paciente y vive la fe con esperanza, porque toda esperanza será cumplida, como fue cumplida la esperanza de la fe de nuestros antepasados al llegar a la vida el Hijo de Dios, el hijo de María.

P. Jesús

© copyright